Inicio / Noticias / Salud / Alteraciones genéticas que causan las quimioterapias

Alteraciones genéticas que causan las quimioterapias

  • Las quimioterapias causan alteraciones en el ADN más rápido de lo que se espera en una célula

VALLEDUPAR, noviembre 21 de 2019.- Todas las células de nuestro cuerpo tienen alteraciones genéticas que en ocasiones afectan a algunos genes produciendo el cáncer, sin embargo, la mayoría de los casos son inofensivos.

La fuente de estas alteraciones puede ser exógena, es decir que se forma o nace por el exterior o endógena, que surgen por una causa interna como error en el procesamiento genético.

Basados en tratamientos para el cáncer, exactamente cinco con fármacos quimioterápicos y uno con radioterapia, los científicos del Instituto de Investigación Biomédica (IRB Barcelona) han caracterizado las alteraciones genéticas causadas por estos.

Las quimioterapias le dan oportunidades de supervivencia a pacientes que padecen esta enfermedad, pero el modo de actuación de alguna de estas terapias es dañar el ADN de las células cancerosas para destruirlas, sin embargo, estos fármacos también pueden perjudicar a las células sanas del paciente y de ahí sus efectos secundarios.

“Es importante remarcar que las quimioterapias son muy eficaces en el tratamiento del cáncer, no obstante, también se han descrito efectos secundarios a largo plazo en algunos pacientes. Estudiar las mutaciones producidas por las quimioterapias en el ADN de las células de los pacientes es un primer paso para comprender la relación de dichas mutaciones con los efectos secundarios de estas terapias a largo plazo”, explica Oriol Pich, estudiante predoctoral del IRB Barcelona y primer autor del artículo, en una cita de El Espectador.

Este estudio se realizó con la secuencia de los genomas de tumores metastásicos de más de 3 mil 500 pacientes de la Hartwig Medical Foundation de Holanda, se emplearon métodos bioinformáticos en cada uno de los tratamientos, lo cual permitió identificar una huella mutacional en las terapias.

“El objetivo es maximizar los efectos beneficiosos de las quimioterapias mediante la destrucción de las células tumorales, al tiempo que se minimiza la cantidad de mutaciones inducidas en las células sanas de los pacientes. Esto se conseguiría mediante una equilibrada combinación de dosis y duración de tratamiento”, concluye Núria López-Bigas, jefa del Laboratorio de Genómica Biomédica y profesora asociada de la Universidad Pompeu Fabra, en una cita de El Espectador.

Comparte esta noticia
  •  
  •  
  •  

Ver también

Intersectorialidad: la clave la salud en los territorios

En el III Encuentro de Secretarios Departamentales y Distritales de Salud cada uno compartió los …

Deja un comentario