Inicio / Opinion / La Sombra del Cañaguate – ‘CONCEJALES’ PARA TODOS, por Alberto Muñoz Peñaloza

La Sombra del Cañaguate – ‘CONCEJALES’ PARA TODOS, por Alberto Muñoz Peñaloza

‘CONCEJALES’ PARA TODOS

Desde la noche del lunes, el inquieto, abogado, columnista y acucioso, Carlos Andrés Añez, trinó con foto del registro de la Procuraduría General, que daba cuenta de “fallo sancionatorio” en segunda instancia, relacionado con el proceso disciplinario contra dieciséis (16) concejales de Valledupar que votaron en favor de la elección de Omar Contreras Socarras, como contralor municipal. El martes, antes del medio día, el texto del fallo se paseaba por las redes sociales, de correo en correo, como “Pedro por su casa” e iba y venía, diría el maestro Escalona, de boca en boca como el bostezo. En esos momentos, de intenso sopor edilicio, un buen amigo me llamó para comentar la situación, con una pregunta precisa, respecto de si en mis recuerdos había un caso parecido, en el caso de Valledupar, qué hubiera ocurrido antes.

Le expliqué que, si bien no había más recursos por vía administrativa, todavía estaban las puertas abiertas para acudir a la acción de tutela, si así lo consideraban, en el caso de alguna violacion de derechos fundamentales. Luego, en sede judicial, una demanda de nulidad y restablecimiento del derecho, tratándose ya de reclamaciones individuales y en el entendido que la corporación edilicia no se paralizará habida cuenta que la completud llegará con los que siguen en la lista de cada movimiento o partido al que pertenecen los sancionados.

Ante su insistencia le dije, aquí son dieciséis, pero en lo que te voy a contar nos sacaron a más de treinta y no tuvimos opción de presentar ningún recurso, todo se quedó así. Era un viernes, víspera del inicio del carnaval, con programación de coronación de la reina en la Plaza Alfonso Lopez. El ambiente era festivo en la region Caribe, en gracia del fervor que, para entonces, irrigaba, como expande siempre, el carnaval de Barranquilla. Claro, nuestros carnavales en Valledupar eran excelentes, modelo de diversión popular y a pocos minutos de iniciarse la programación en la ‘caseta aguardiente’ el tumulto era serpenteante frente a la taquilla y rectilíneo a la entrada. Allí estaba él, cual dictador -severo, imperturbable pero atento a todo- sin dejar pasar ni siquiera una mosca sino mostraba la boleta. Rememoré a Zacarías, el viejo general de El otoño del patriarca, que ya no recordaba su nombre, pero este sí, aunque, como aquel, no recibió educación escolar. Con su bigote brochado y ese rostro tan sobrio, adusto y devastador como la vista de abajo arriba en cualquier camión de la época.

Allí estábamos, algunos sin boleta, pero apretujados y esmerándonos por entrar lo más rápido posible. De pronto, arribó la reina con los miembros de la Junta central del carnaval, tambora en marcha, harina a tutiplén y pernicia en acción. Nuestro ‘Rafael Leónidas Trujillo’ quedó impávido ante la avalancha. Cuando me di cuenta, yo estaba detrás de la tarima y ahí me quedé. El primer grupo musical inició su presentación y aproveché para bailar, pero a la quinta canción me llegó el hombre, me tomó por el brazo, “vamos que usted se coló sin boleta”, así nos sacó-uno a uno- a más de treinta, el último fue el hoy magistrado y eminente jurista, Lucas Monsalvo Castilla. Menejo nos sacó y ¡sacados nos quedamos!

Mientras se desenvuelve el lío jurídico, le expliqué al interlocutor, conviene que aprendamos las lecciones de este asunto, enojoso pero aleccionador, dispendioso pero provechoso, molesto si se quiere, pero escarmentador. Se trata de convertir este problema en una oportunidad que nos beneficie a todos, incluidos los afectados. Enseñanzas si, planteó el joven, porque la verdad es que “aquí se equivocaron no sólo los ediles, también algunos dirigentes, el Alcalde, quienes aspiraron sabiéndose inhabilitados. Y otra cosa, los medios de comunicación callaron”.
Son varias las lecciones, cristalizadas en consejos:

• Concejales, diputados, recuperen el carácter. Que gran lección de asertividad misional hubiesen dado al declarar invalida la terna por las dificultades de los aspirantes contenidos en ella. Tuvieron tiempo de hacerlo, antes o después del fallo del Consejo de Estado que anuló la elección del Dr Castilla. Ni siquiera se atrevieron hacerlo después de anulada la elección del Dr Omar Contreras, pese a “la inhabilidad evidente del Dr Araújo”.

• Se perdieron tres años y medio, en este berenjenal, todo en desmedro, del control político por parte del Consejo Municipal, del control fiscal, de la marcha armónica del gobierno y de la transparencia, que debería ser es la aspiración mayor del electorado. La manera de paliar esto es con una elección de nuevos concejales, en octubre, que imposibilite la repetición de situaciones como la que se afronta en la actualidad.

• Una víctima silenciosa, Valledupar, que paga todos los platos rotos y merece un mejor destino, mejores liderazgos y sobre todo, coherencia de sus dirigentes. La población conoce, comenta y elogia en ocasiones, argucias, ‘torcidos’ e injusticias que afectan al conglomerado, como si se tratara de actos valientes, habilidades que denostan las mayorías ën beneficio de intereses particulares y uno que otro capricho de uniones delictuosas.

• Pocos periodistas recabaron en la inviabilidad de algunos candidatos a la Contraloría municipal, pero se deja de lado la perseverancia, ceden ante factores inexplicables y al final se pierde la oportunidad de encontrar y demostrar la verdad. Harto parloteo en programas, insultos efectistas, pero al final a muchos les queda la impresión de que, en ocasiones, “se usa como estrategia para ‘sacar’ ventaja”. Que esto sirva para cimentar el establecimiento de la verdad como norma armónica con lo que se dice y hace.

• Este es un momento sublime para afianzar liderazgos, a partir de la congruencia.

Mientras tanto, el mejor augurio solidario a los dieciséis (16) concejales, en su condición de seres de carne y hueso con errores y aciertos. Que vengan mejores días para todos ¡nunca fue más oscuro que antes del amanecer!

elhijodedonjulio@gmail.com @albertomunozpen

Comparte esta noticia
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario